Si, nosotros también usamos cookies. Esas cosas con nombre de "galletita" que ayudan a que tu navegación sea más personalizada. Cierra este mensaje y nos darás tu permiso para seguir utilizándolas. Y seguirás disfrutando de diarioDESIGN como siempre.

Feliz viaje por nuestra web Cerrar

Francesc Rifé, Director Creativo de Teyoland: ‘Con la industria que tenemos, hay que poner al alcance del público el diseño hecho aquí”.

El próximo día 5 de junio está prevista la inauguración de unos de los proyectos más ambiciosos del sector del mueble en España en los últimos tiempos: Teyoland, una macro tienda en Valencia que reunirá hogar, bricolaje y jardinería con una particularidad: los productos serán Made in Spain.

Diseñados y fabricados en España, a precios competitivos y con un plus: Francesc Rifé como director creativo de la firma. En una entrevista con diarioDESIGN, el interiorista y diseñador catalán nos explica qué es Teyoland, qué la diferencia del resto y en qué consiste su trabajo en un proyecto que ha levantado mucha expectativa en la capital del Turia en general y el sector del mueble en particular.

Leer más sobre Teyoland en diarioDESIGN

¿Qué es Teyoland?

La idea, a primera vista, es simple: “poner al alcance de la gente diseño hecho y fabricado aquí”, dice Rifé, la cara más mediática de una iniciativa promovida por el empresario valenciano Ignacio Tello, accionista principal y responsable de la gestión de un modelo, en principio, pionero en el mundo y que aspira a expandirse por el resto de la península.

La apuesta por España tiene una finalidad loable: “Queremos ayudar a la industria del mueble”. Pero, se trata también de llegar a los consumidores y atender sus (nuevas) necesidades, por tanto no vale hacerlo… a cualquier precio. “Si una silla que nos gusta vale 100 euros pero compite con otra que vale 22, o encontramos una alternativa que cueste 22, 20 o 24, o no vamos a tener éxito. Se trata, pues, de llegar a precios que marca el mercado, bien por la competencia o por lo que el consumidor está dispuesto a pagar, aplicándole nuestra filosofía de diseño”. “Y si todo sale bien, creemos que el comprador escogerá antes una opción nacional a una extranjera”, afirma.

El precio, por tanto, es el otro componente que define a este proyecto dirigido al gran público. En la tienda estarán aquellos productos que se ajustan al precio fijado por Teyoland, aquellos que para conseguirlo se han sometido a un restyling que los abarate y aquellos que la gran superficie quiere ofrecer como suyos propios – bajo la marca Teyoland – los cuales también han sido fabricados por estas mismas empresas. “Yo te ayudo a vender y tú me ayudas a elaborar lo que queremos hacer diferente”.

¿Y qué es lo que quieren hacer diferente? “Conseguir que cosas que no parecen que valen diez, se hagan por diez”. Ahí es donde entra Rifé. “Mi trabajo aquí es que el diseño nuevo tenga un poco de coherencia. Habrá cosas más clásicas y cosas más actuales pero todo tiene que tener un mismo lenguaje a nivel de concepto”. Pero su labor, sin embargo, va más allá. La integración del fabricante en el proyecto le ha obligado a acercarse a éste para que “se dé cuenta de que el producto se puede hacer por diez y además ganar dinero”.

Los fabricantes, pues, serán nacionales, si bien Rifé es consciente de que “muchos se están abasteciendo de piezas hechas fuera”. Estos productos también estarán. “Un 5% de proveedores extranjeros no es nada en comparación a lo que ofrecen otros negocios similares. Además, al final quien nos suministra el producto es una empresa española”.

¿Qué se puede comprar en Teyoland?

La tienda Teyoland, situada en uno de los pabellones hasta ahora vacíos de Feria Valencia, ofrecerá varias gamas de productos para el sector hogar. Desde la más básica – en la que el cliente se autoabastecerá – hasta módulos a medida, pasando por la elección de detalles y acabados, con servicio de montaje extra. El espacio también contará con un taller donde ciertos productos como sobres y mesas podrán hacerse a medida e in situ para que el comprador se los lleve en el acto.

Con 20.000 metros cuadrados de exposición, la oferta de Teyoland, a la que también se podrá acceder online, cubre todas las necesidades de la vivienda, desde menaje hasta bricolaje. El equipo de diseñadores se dedica a la parte de hogar y jardinería. Diseño de cocinas, dormitorios u oficinas pero también muchos gadgets, que son, al fin y al cabo, los que más se consumen en este tipo de tiendas. “Hemos dedicado mucho tiempo a piezas que no existen en el mercado o que no abundan tanto o que podemos hacer diferente”.

¿A qué precio?

La oferta de Teyoland también implica una amplia gama de precios. Para entendernos, precios IKEA, pero también “algunos precios tipo Habitat y alguna pieza más cara tipo BoConcept. En todo caso no es gama alta”. Y he aquí el sambenito que arrastra el proyecto: en qué se parece y diferencia del gigante IKEA, quien, por cierto, también tiene previsto aterrizar en Valencia próximamente.

Teyoland es una mezcla de varios negocios al ofrecer más líneas de productos que algunas multinacionales especializadas sólo en hogar o bricolaje. Pero en la categoría hogar, y por tanto como competidor de IKEA, lo que la diferencia es que “se fabrica aquí y el dinero se queda aquí”. “Yo estoy encantado con IKEA porque si no existiese, a lo mejor, hoy no se valorarían ciertas cosas, pero creo que ya tocaba, con la industria que tenemos aquí, hacer algo a nivel nacional”, opina. “La idea es promover el Made in Spain”.

Somos una alternativa. No quiero entrar en la dinámica de si lo haremos mejor o peor que otros”. Por otra parte, son conscientes del peso de la multinacional. “Nunca la podremos sobrepasar ni esa es la idea”. Los planes de expansión de Teyoland están previstos sólo para España.

El sello Rifé

El plus de Teyoland, eso sí, es la visión de Rifé, ganador de Premios FAD o Contract World Awards, entre otros. El producto nuevo saldrá a la venta con el nombre de la tienda – “no busco el protagonismo de nada” – pero su papel podría compararse de algún modo con el de Tom Dixon, quien se encargó de la parte creativa de Habitat en sus inicios.

“La manera de hacer es la mía”, así que estaremos ante un producto “muy universal, muy neutro, muy polivalente, los cuales para mí son también un poco sinónimo de larga duración”. Este es otro de los mensajes que quiere introducir la marca: “Si el comprador ha de pagar cinco euros más, queremos que reflexione que es un producto más duradero”.

A Rifé no le gusta hablar de estilos. “Moderno, de vanguardia… para mí al final todo es lo mismo. Creo que es más fácil hablar de estilo nórdico o asiático. Además, hoy en día la moda casi que es la mezcla de estilos. Nosotros estamos haciendo cosas actuales, globales, que no desentonen las unas con las otras”, explica. “La madera será diferente del lacado, lo metálico tendrá otro aire… pero a veces la estantería de la cocina se parecerá a la del dormitorio”.

En estos momentos el equipo creativo, formado por unas doce personas, está diseñando producto y trabajando con el fabricante en los casos necesarios de restyling, mientras que la gente de su estudio en Barcelona lo está ayudando con el interiorismo de la tienda. Un espacio que busca la creatividad “para hacerle llegar al cliente que estamos en otro sitio y ofrecemos otra cosa”.

Cómo será la tienda

Una serie de aparadores y escenarios recibirán al cliente antes de empezar con un recorrido más tradicional, nos desvela Rifé. La tienda se distribuye en dos plantas, una dedicada a hogar y otra a bricolaje, ambas con parte de jardinería. Esta última también presente en las zonas de formación y conferencias para que los elementos verdes “hagan que el espacio sea más dinámico”.

El producto no se expondrá por marca sino por categoría y la tienda contara con un equipo de diseñadores que ayudarán, precio aparte, con el interiorismo de cada estancia de la casa, si bien no realizarán un diseño global de la vivienda.

Por qué apostar por Teyloand

Rifé, vinculado a Valencia desde que tenía diez años y acompañaba a su padre a la Feria del Mueble, empezó a ligarse al proyecto hace siete años tras una colaboración con Tello, cuya trayectoria incluye su paso por firmas como Keraben o Ensuma Congresos. “Siempre me ha gustado estar al lado de gente con ganas de hacer cosas”, cuenta Rifé, cuya participación se basa en la motivación personal. “Estoy en un momento en el que me resulta más motivador hacer diseño industrial que artesanal”.

Hace siete años, eso sí, “estábamos en un momento maravilloso”, ahora la situación del país les ha obligado a ir modificando el proyecto, que cuenta con otros seis accionistas valencianos, según explicaron en la presentación el pasado marzo. Con un capital de cuatro millones de euros, según cifras del periódico El Levante, Teyoland planea crear 300 puestos de trabajo directos y obtener una facturación anual de 40 millones de euros.

“Puede parecer una locura hacer esto en estos momentos”, admite el diseñador. “¿La gente tiene ganas de comprar? No, pero lo hace, lo vemos en los estudios de venta que manejamos”. Rifé apela también a la cultura mediterránea latina. “A diferencia de otros países como Japón, que se gastan el dinero en ellos, nosotros invertimos mucho en nuestra casa”. El reto de Teyoland, pues, está en que “la poca gente que compre, nos compre a nosotros”.

Teyoland
Feria Valencia
Av. de las Ferias s/n
Valencia
España
www.feriavalencia.com

 

Deja tu comentario

Tu dirección de correo nunca será compartida. Los campos marcados con * son obligatorios.

Puedes utilizar los siguientes códigos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

4 comentarios

  1. Daniel

    Qué grandísima y buenísima idea! Un olé por Francesc Rifé.

  2. JOSE MARIA CARRASCO

    Mil aplausos por la idéa. Ya era hora de dar respuesta a IKEA y a los chinos. Hay que potenciar el diseño y la industria nacional.

  3. TERESA

    El otro día fuí a ver la nueva tienda, y la verdad es que me esperaba otra cosa. Los precios, que son lo más interesante, son altos y los productos, no tienen tanta calidad como dicen. Y ojo! hay muchos productos llamados de los chinos,… No tuvieron ni el detalle de hacer algún tipo de oferta de lanzamiento, con algún pequeño producto. Los comentarios que oí, no fueron positivos. Todos comparaban con IKEA, con sus productos y sus precios. Me sabe mal, tenía ilusión en este proyecto. Espero estar equivocada y, que vaya como quieren los propietarios.

  4. eme

    Un poco pretencioso el artículo, compararlo con Tom Dixon… por favor. Se puede ver la influencia (o al menos espero que sea eso) de las presiones del cliente, desde el naming, al nivel de cualquier “frutería Yolanda”, hasta la descarada “inspiración” en la imagen de IKEA (“che, las estiquetas de precios más alargadas, fíjate en las que te he enviado”… me parece oir).

    En fin nada nuevo bajo el sol, un nuevo proyecto de un tipo sin gusto y con pasta que pretende forrarse a costa del, tan necesario de reivindicar bien, made in spain.

Artículos relacionados

atic mozart 1

Lara Pujol rehabilita y reorganiza un ático en el barrio barcelonés de Gràcia.

logo_vdw02

¿Quieres participar en la Venice Design Week? Tienes plazo hasta el 16 de septiembre

4 tour de francia lasvit

El original trofeo del Tour de Francia, diseñado por Lasvit: elegancia en vidrio.

bjork moma

Björk en el MoMA de Nueva York: retrospectiva de la musa islandesa.