Si, nosotros también usamos cookies. Esas cosas con nombre de "galletita" que ayudan a que tu navegación sea más personalizada. Cierra este mensaje y nos darás tu permiso para seguir utilizándolas. Y seguirás disfrutando de diarioDESIGN como siempre.

Feliz viaje por nuestra web Cerrar

Una vivienda de estética setentera propone habitar sin puertas

Twobo Arquitectura ha reformado una vivienda de los años 70 que presentaba una geometría hexagonal en todos los espacios. Respetando la estética y las directrices formales existentes, el proyecto propone una casa contemporánea pensada para ser recorrida de manera libre, sin puertas ni obstáculos.

Continuidad visual y espacial

Las necesidades domésticas contemporáneas requieren viviendas dinámicas y flexibles, en las que la incidencia de luz natural, circulaciones y posibilidades de uso se multipliquen. Es por ello que las reformas de casas construidas durante el S.XX -en las que imperaban distribuciones excesivamente compartimentadas- deben potenciar la continuidad espacial. Un térmico arquitectónico que hace referencia a la ausencia de obstáculos y barreras físicas y visuales en la configuración de un interior.

Imagen del baño abierto a los demás espacios en la vivienda de Twobo Arquitectura

Un buen ejemplo de este tipo de adecuación funcional lo encontramos en el último proyecto del estudio catalán Twobo. Se trata de la reforma de una vivienda de los años 70 situada en Ametlla del Vallès, un municipio a 35km de Barcelona. El estado original, obra del arquitecto Lluís Vintró, presentaba una distribución de estancias marcada por una malla triangular. En base a esta directriz geométrica, el proyecto se basa en la repetición de un módulo hexagonal para crear relaciones de cercanía, apertura, privacidad y materialidad. El resultado es una vivienda que respeta la estructura y la estética setentera original pero que permite un habitar más libre y flexible.

Comedor de Casa Tangram de Twobo
Salón comedor de Casa Tangram

Una concatenación de hexágonos con estética setentera

La vivienda, que cuenta con una superficie en planta de 300m2, se compone de una concatenación de espacios relacionados sin necesidad de tabiques o puertas. La existencia de volúmenes alicatados distribuidos a modo de hitos por el espacio hacen que su propia geometría genere el recorrido interior de la vivienda.

Planta de Casa Tangram de Twobo

Por ejemplo uno de los hexágonos, alicatado exteriormente con piezas cerámicas en color verde, cierra el inodoro en una de sus caras y abre en otra el lavabo. Éste a su vez se relaciona tangencialmente con otro en color amarillo que muestra la ducha. Algo similar ocurre en el salón donde, otro paramento alicatado actúa como transición hacia la cocina.

Imagen de la cocina
Imagen del comedor

Oda a la baldosa vidriada

Como se puede apreciar en las imágenes uno de los elementos clave en la materialidad escogida para esta la vivienda son las piezas cerámicas que revisten sus estancias. En primer lugar, el pavimento de todo el proyecto es el de la vivienda original. Se trata de un tipo de terrazo rojo muy común en los años 70.

Materialidad

Tomando com referencia esta estética, el equipo de Twobo Arquitectura ha tomado la baldosa vidriada como un elemento recurrente en toda la casa. De este modo encontramos piezas amarillas y verdes hechas de manera artesanal en Corçà por la empresa Ferrés.

Dormitorio

Fotografía: Jose Hevia

Artículos relacionados

sillas y mesas espacio de debate

9 proyectos de espacios compartidos donde vivir y trabajar en zonas comunes bien diseñadas.

El verde inunda ‘Greta Salad Bar’, un original restaurante en Madrid diseñado por estudio DIIR.

El ritmo de los sesenta inspira a Cuarto Interior para firmar el interiorismo de Hard Rock Hotel Marbella.

9 Estanterías y librerías de diseño que te harán replantearte tu salón.