Si, nosotros también usamos cookies. Esas cosas con nombre de "galletita" que ayudan a que tu navegación sea más personalizada. Cierra este mensaje y nos darás tu permiso para seguir utilizándolas. Y seguirás disfrutando de diarioDESIGN como siempre.

Feliz viaje por nuestra web Cerrar
María Bertero
22 enero 2024

Róterdam: el lienzo en blanco para la arquitectura experimental

A lo lejos parece una ciudad nueva, aunque la historia de Róterdam tiene ya varios siglos. La casi completa destrucción durante la Segunda Guerra Mundial hizo de Róterdam un plan urbano y arquitectónico único en Europa, con edificios modernos y vanguardistas que datan de mediados de los cincuenta.  

La más moderna de Europa  

La trama urbana de Róterdam se asemeja a una ciudad mucho más joven de lo que es en realidad. Su particularidad está marcada por la Segunda Guerra Mundial. Varios bombardeos destruyeron la ciudad casi en su totalidad; así pues, Róterdam decidió empezar de cero sin volver a construir su patrimonio histórico, sino iniciando uno nuevo. Como resultado, la ciudad de Países Bajos exprimió al máximo su innovación, dando lugar a edificios modernos y vanguardistas que sirvieron de ejemplo para las décadas futuras y otras ciudades del continente.  

Con una mirada en el futuro, Róterdam se erigió como un lienzo en blanco para la arquitectura experimental. Ubicada a poco más de setenta kilómetros de la archiconocida Ámsterdam, Róterdam ha crecido a la sombra de la capital y de La Haya, el centro política de Países Bajos. Sin embargo, su ubicación estratégica la convirtió en el puerto más importante de toda Europa.  

A los múltiples bombardeos de la Segunda Guerra sobrevivieron unos pocos edificios históricos: la Bolsa de Valores, el ayuntamiento o el correo. De ahí en adelante, el urbanismo de Róterdam se transformó completamente. En efecto, este proceso aún continúa en la ciudad, con la construcción de nuevos edificios, nuevas áreas urbanas e instalaciones arquitectónicas.  

Cuna de grandes arquitectos  

Róterdam es, sin duda, una de las mecas predilectas por los arquitectos. Su curioso entramado vanguardista llama la atención a los profesionales del sector, así como también el hecho de ser la ciudad que alberga los estudios de grandes arquitectos de la actualidad. Una de ellas es OMA, el despacho del arquitecto neerlandés Rem Koolhas, que fue el encargado de diseñar el Museumpark o la torre de oficinas Boompjes. Esta última se ubica a orillas del río y es uno de los rascacielos emblemáticos del skyline de Róterdam, siguiendo con el juego de cubos que se repite en varios edificios de la ciudad.   

Boompjes – OMA

El revolucionario estudio Mvrdv también tiene varias obras en Róterdam. La más famosa es Markthal, un edificio que combina restauración y ocio debajo de un gran arco conformado por más de doscientas viviendas. Con un sistema constructivo similar al de una raqueta de tenis, cables de acero pretensados crean una red suspendida sobre la que se cuelgan los paneles de vidrio. La fachada de red de cables de Markthal es la más grande de su tipo en Europa y tiene suficiente flexibilidad para resistir tormentas.  

edificio Markthal Róterdam
Markthal – MVRDV

Uno de los últimos proyectos de Mrvdv ha sido el Depot, un almacén que guarda la colección del Museo Boijmans Van Beuningen. Inaugurado en 2020, el encargo era ofrecer una mirada entre bastidores del mundo de los museos y hacer accesible al público toda la colección de arte. El volumen redondo reflectante del edificio responde a su entorno, en medio del parque, mientras que en la azotea del edificio encontramos diferentes árboles y plantas.

Edificio Depot Róterdam
Depot – MVRDV

La primera calle peatonal comercial

La historia de Róterdam no puede entenderse sin el bombardeo que sufrió su casco histórico. A partir de entonces, el urbanista Cornelis van Traa diseñó en 1946 el primer plan racionalista del mundo en un casco antiguo. Esto colocó a Róterdam como ejemplo de renovación para varias ciudades europeas. Esta transformación también generó otra novedad para la época: la primera calle peatonal comercial europea. Diseñada por Jacob Bakema y Jo van den Broek, Lijnbaan (miembros del Team 10), es hasta hoy un emblema de la ciudad y de todo el Viejo Continente.  

Concretamente, Lijnbaan cuenta con unos 585 metros de longitud y 18 de ancho, a través del cual se ubican tiendas, edificios y vegetación. El éxito de su diseño que sirvió de ejemplo para muchas calles peatonales y comerciales que conocemos hoy en día radica en cómo lograron fusionar tiendas con viviendas, oficinas y espacios públicos.  

Artículos relacionados

¿Cómo vivir y trabajar en un estudio de 20 metros cuadrados? Este piso demuestra que es posible.

Top 8 jardines: proyectos de interiorismo que son el refugio perfecto para disfrutar del verano.

Una vivienda de estética setentera propone habitar sin puertas

algeco casas modulares diariodesign

Los 10 tipos de casas prefabricadas modulares que debes conocer.