Si, nosotros también usamos cookies. Esas cosas con nombre de "galletita" que ayudan a que tu navegación sea más personalizada. Cierra este mensaje y nos darás tu permiso para seguir utilizándolas. Y seguirás disfrutando de diarioDESIGN como siempre.

Feliz viaje por nuestra web Cerrar
Redacción
26 octubre 2023

Cristal, madera y tres patas: la historia detrás de la mesa de café Noguchi

La mesa Noguchi llegó para desafiar los límites entre el arte, la escultura y el diseño de muebles. Ideada por el norteamericano Isamu Noguchi a finales de la década de los treinta, esta mesa de centro se ha convertido en un clásico del mobiliario.  

¿Cualquiera puede hacer una mesa de tres patas? 

Noguchi, la mesa de café de tres patas ideada por el diseñador estadounidense Isamu Noguchi, supo trascender en el tiempo por su historia y por asemejarse más a una pieza de escultura que a un mueble. Sus orígenes se remontan a 1939 cuando en un viaje a Hawái para realizar una publicidad, Noguchi conoció al diseñador de muebles Robsjohn-Gibbings, quién le había encargado a Noguchi que le diseñara una mesa de café. En su autobiografía, el escultor estadounidense asegura que diseñó un modelo pequeño en plástico, que luego fue replicada por Robsjohn-Gibbings sin su consentimiento.  

mesa noguchi de cerezo. sofá fucsia

De hecho, el diseñador aseguró que “cualquier puede hacer una mesa de tres patas” al apropiarse del diseño presentado por Noguchi. Frente a este inconveniente, el escultor estadounidense a modo de venganza hizo su propia variante de mesa de café. El nuevo diseño fue utilizado para ilustrar un reportaje que llevaba como titular ¿Cómo hacer una mesa? Dicho artículo le otorgó notoriedad a la mesa de Noguchi.  

mesa noguchi

No fue entonces hasta 1947 cuando el nuevo diseño logró trascendencia de la mano de Herman Miller, quien en la actualidad sigue siendo el fabricante oficial de la mesa de Noguchi. Sin embargo, a partir de los 2000 y hasta la actualidad, distintas casas de diseño han reeditado el modelo original de Noguchi.  

Tres patas, vidrio y maderas de diferentes acabados  

En sus orígenes, la mesa de Noguchi era realizada en tres tipos de madera: abedul, nogal o cerezo. El diseño de sus patas la hace inconfundible y una pieza ovalada de cristal corona el modelo que se asemeja a una obra de arte.  

mesa Noguchi, mesa de café de tres patas

La capacidad imaginativa de Noguchi lo llevó por un viaje de varios intentos hasta lograr el equilibrio de la mesa de tres patas, modificando las dimensiones del mueble. La pieza tiene 40 centímetros de alto, 130 de ancho y 90 de profundidad, mientras que el precio actual comercializado por Herman Miller es de 1.500 euros. 

Las tres piezas de madera que conforman las patas son iguales y encajan de manera milimétrica una sobre otra. De esta manera, Isamu Noguchi consiguió en un solo mueble aportar funcionalidad, diseño y formas orgánicas. En efecto, la mesa de café de Noguchi fue diseñada en plena ebullición del movimiento orgánico y en la actualidad, su fabricación sigue siendo artesanal.  

Inspiración en la poesía y la cultura oriental  

Isamu Noguchi nació en Los Ángeles en 1904 y su historia personal se debatió entre el arte, la guerra y la poesía. Su padre era un poeta japonés, mientras que su madre una escritora estadounidense. Escultura funcional fue el concepto a partir del cual Noguchi realizó todos sus trabajos, pretendiendo llevar el equilibrio entre el arte y el mobiliario en los hogares.

Isamu Noguchi
Isamu Noguchi

A lo largo de su trayectoria, Noguchi diseñó jardines, murales, lámparas y hasta escenografías de espectáculos de danza. “Todo puede ser una escultura, cualquier material, cualquier idea para colmatar un espacio, yo lo considero escultura”, aseguró el artista en su autobiografía.  

Durante la Segunda Guerra Mundial, Noguchi, como nipón estadounidense, ingresó de manera voluntaria en un campo de concentración en Arizona. Al salir, siete meses más tarde, decidió dedicar toda su vida al arte, hecho que realizó durante seis décadas hasta 1988 cuando falleció.  

Artículos relacionados

Talento español ‘for export’ en Bélgica: el artista Jaime Hayón exhibe en MAD Brussels

Masquespacio diseña el nuevo espacio Lynk&Co Club Madrid

Una vivienda entre medianeras que reinterpreta la tradición local valenciana

Balance positivo de Feria Hábitat València y Home Textiles Premium con 45.000 visitantes