Si, nosotros también usamos cookies. Esas cosas con nombre de "galletita" que ayudan a que tu navegación sea más personalizada. Cierra este mensaje y nos darás tu permiso para seguir utilizándolas. Y seguirás disfrutando de diarioDESIGN como siempre.

Feliz viaje por nuestra web Cerrar
redacción
10 enero 2013

Behive, la lámpara colmena de Werner Aisslinger para Foscarini, ya tiene versión de suspensión.

Werner Aisslinger ha tomado inspiración de las colmenas (en inglés beehive) para crear una lámpara de formas puras que rápidamente se ha convertido en un clásico de Foscarini, y que se presenta ahora en dos versiones, de mesa y de suspensión.

Formada por una serie de anillos superpuestos de distinto diámetro, la lámpara con una forma amplia y con volumen, es sensual y elegante al mismo tiempo.

Su luz blanca simboliza la síntesis perfecta de investigación tecnológica y pureza formal, destacando además la peculiaridad gráfica de los anillos y focalizando la iluminación sobre un área concreta.

 

 

Behive ofrece una luminosidad cálida y suave, a la que la versión de suspensión añade luz directa hacia abajo. Un escudo difusor situado en el interior esconde a la vista los componentes técnicos.

www.aisslinger.de

www.foscarini.com

Artículos relacionados

lamparas-pujol-iluminacion-diariodesign-portada

El aislamiento acústico en las lámparas de Pujol Iluminación

lobster-optica-born-diariodesign-portada

Lobster reconfigura su imagen con una nueva apertura en Barcelona

Balance positivo de Feria Hábitat València y Home Textiles Premium con 45.000 visitantes

Más ‘gas’ para el ecommerce de muebles: Wabi Home cierra una ronda de inversión de 600.000 euros.