Si, nosotros también usamos cookies. Esas cosas con nombre de "galletita" que ayudan a que tu navegación sea más personalizada. Cierra este mensaje y nos darás tu permiso para seguir utilizándolas. Y seguirás disfrutando de diarioDESIGN como siempre.

Feliz viaje por nuestra web Cerrar
redacción
4 noviembre 2010

El régimen chino derribará el nuevo estudio del artista crítico Ai Weiwei.

Famoso por ser uno de los padres del estadio olímpico de Pekín, está perseguido por sus frecuentes críticas y su denuncia de la corrupción en el Partido Comunista.

Es difícil ser profeta en la tierra de uno. Y más cuando se es Ai Weiwei, uno de los artistas más polémicos y críticos de China. Mientras la Tate Gallery de Londres exhibe su última excentricidad, una instalación compuesta por millones de pipas de girasol, su estudio de Shanghái se enfrenta a la demolición.

Visto en ABC

Artículos relacionados

Ricardo Bofill: un viaje ecléctico entre La Muralla Roja y el Hotel W

miguel-fernandez-tetris-oficinas-diariodesign-portada

Miguel Fernández: “La empresa debe buscar un hilo conductor que conecte hogar y oficina”

Daniel Libeskind: emoción y narrativa para el rey de los ángulos

Benedetta Tagliabue: Barcelona debe volver a ser vanguardista como lo ha sido siempre