Si, nosotros también usamos cookies. Esas cosas con nombre de "galletita" que ayudan a que tu navegación sea más personalizada. Cierra este mensaje y nos darás tu permiso para seguir utilizándolas. Y seguirás disfrutando de diarioDESIGN como siempre.

Feliz viaje por nuestra web Cerrar
hyundai cardcooking biblioteca seoul diariodesign

Cooking Library: la biblioteca multiexperiencia para foodies.

Esta biblioteca ubicada en Seúl forma parte de una iniciativa cultural impulsada por Hyundai Card (HC), una de las empresas especializadas en tarjetas de crédito más importantes de Corea. El proyecto se debe al estudio londinense especializado en gastronomía, Blacksheep, ya que el nuevo edificio está dedicado a la cocina. Esta curiosa ‘biblioteca’ incorpora tienda de delicatessen, taller de cocina, restaurante, huerto de aromáticas, vinoteca… en realidad es un espacio multiexperiencia donde los libros de cocina son casi un pretexto. Según los promotores del proyecto, este espacio “contribuirá a proporcionar un antídoto analógico al rápido ritmo de la vida urbana de la era digital”.

fachada biblioteca en seul impulsada por Hyundai Card

Trabajando en colaboración con Choi Wook de One o One Architectes, Blacksheep ha sido el encargado de diseñar la experiencia completa en la que se sumergirán los visitantes, incluyendo el interiorismo, la identidad, los uniformes de los empleados y el packaging. La biblioteca se encuentra en Yeongdeungpo-gu, uno de los barrios más opulentos de la capital coreana. Como respuesta a este entorno, los autores han buscado desarrollar la idea de lujo a través de la artesanía. Materiales de ricas texturas excitan el sentido del tacto, permitiendo a los visitantes perderse en la ensoñación del paso del tiempo.

biblioteca en seul por Blacksheep arquitectos

Una humilde fábrica de extrarradio europea inspiró este laboratorio de alimentos en el corazón de Seúl. Las diferentes plantas se conectan de forma fluida y orgánica. Cada espacio se distingue por las experiencias ofrecidas en su interior y está vinculado al siguiente a través de la estimulación de los sentidos del olor, el sonido y la vista. La materialidad asume las características de cada nivel y los visitantes son guiados a través del edificio por sutiles pistas.

cafeteria de biblioteca en seul

© Kyungsub Shin

Tienda y cafetería

La planta baja alberga una tienda de delicatessen, una panadería y una cafetería, y está abierta al público en general. Se trata de la primera etapa dentro del conjunto de experiencias gastronómicas que ofrece el edificio. La sensorial exposición de pan, pastelería, hierbas, especias, charcutería, quesos… atraen a los visitantes.

tienda de una biblioteca en seul de Blacksheep

© Kyungsub Shin

La funcionalidad define esta planta de acceso, un espacio abierto y activo, que transmite la productividad de personas que se encuentran elaborando y disfrutando de la comida en su interior. El suelo está cubierto por una piedra local, dura y con un patrón de espiga que recuerda al patio de una fábrica. Contrasta con el hormigón pulido que se puede apreciar a medida que se avanza hacia el comedor comunitario. Estos materiales y las estanterías que exhiben los útiles tradicionales de la cocina coreana, refuerzan la atmósfera industrial de esta zona.

cafeteria de la biblioteca en seul de Blacksheep

La máquina de café se ha dispuesto sobre un impresionante mostrador de mármol de Calacatta que invita a los visitantes a reunirse. Los taburetes Afteroom de Menu, añaden un elegante toque escandinavo y la lámpara colgante de Michael Anastassiades crea un llamativo foco de atracción visual.

Complementariamente, la mesa de comedor comunal de hormigón está rodeada de sólidas sillas de roble de la marca Mattiazi, y contrasta con el mural del fondo realizado con azulejos de cerámica de Delft que representan un paisaje rural europeo. Su diseño anima también a disfrutar de la comida en compañía, aumentando la sensación de domesticidad y proporcionando una buena perspectiva de toda la acción que se desarrolla en la panadería.

En contraste con los tonos grises dominantes, la madera del mobiliario destinado a almacenamiento que se encuentran detrás del mostrador del café, y de otras piezas aportan un toque cálido al ambiente.

mesa de comedor de la biblioteca en seul de Blacksheep

© Kyungsub Shin

El espacio de esta planta baja ha sido diseñado además de una forma flexible que permite que pueda reconfigurarse para eventos especiales.

Bandas de acero corten que adquieren una pátina natural con el tiempo, envuelven las vigas que sustentan los forjados y enmarcan los huecos con los que se crean dobles alturas con el nivel superior.

Libros de cocina en la primera planta

La biblioteca de la primera planta es un parque temático dedicado al descubrimiento de libros e ingredientes para cocinar. Es un lugar tranquilo y relajante que cuenta con un diseño intuitivo y lúdico que anima a los clientes a navegar por una vasta colección de más de 10.000 libros de cocina.

libros de cocina en biblioteca en seul

© Kyungsub Shin

Cada volumen ha sido cuidadosamente seleccionado por HC para estimular grandes experiencias culinarias, ofreciendo información inspiradora, fiable, práctica, deliciosa y atemporal. La biblioteca abarca once categorías y casi 50 subcategorías. Sus estanterías a medida se han realizado con acero oscurecido, complementado con latón y detalles metálicos perforados. En las mesas se ha utilizado también madera de roble, inspirándose en las tablas de cortar de los carniceros, y terrazo.

biblioteca en seul por Blacksheep

© Kyungsub Shin

La iluminación general se refuerza por piezas de Michael Anastassiades, y para el mobiliario se han escogido sillas de la marca italiana Kristalia. Dichas sillas fueron seleccionadas por sus cualidades artesanales y estética atemporal, así como por el hecho de que su acabado de cuero envejece con el tiempo, paralelamente a la evolución del espacio. También se han incluido piezas de Gubi y se han dispuesto mesas rodeando los vacíos, con vistas a la planta inferior.

diseño de una biblioteca en seul por Blacksheep

La casa de los ingredientes

Este mismo nivel alberga la Ingredients House en la que se exhiben cientos de ingredientes de todo mundo. La estructura se ha diseñado en colaboración con One o One Architects y celebra el lujo artesanal.

ingredients house de biblioteca en seul

El pavimento es de hormigón pulido con detalles de latón incrustados, mientras que la madera y el corcho son los materiales escogidos para el almacenamiento de los diferentes alimentos. Taburetes Solid Oak Skagerak George con cojines de cuero en color verde oliva invitan al visitante a permanecer en el espacio.

ingredeients house de biblioteca en seul

Taller de cocina

Es en la cocina de la segunda planta, en la que la experiencia real de la gastronomía cobra vida. En ella se celebran diversos tipos de actividades, desde lecciones de cocina, firmas de libros… El espacio, con su pavimento de resina, encimeras de mármol y frentes realizados en acero oscurecido tiene una clara inspiración industrial.

taller de cocina en segunda planta de biblioteca en seul

La cocina se complementa con la Sala de las recetas, un espacio confortable, con pavimento de madera que cuenta con una mesa central de & Tradition, rodeada de unas sillas de cuero trenzado de Gemla preparadas para consultar las recetas archivadas. Una lámpara modelo Harrison de Menu aporta la iluminación necesaria para esta actividad. Los resistentes estantes de roble exhiben además de libros de recetas, accesorios domésticos como básculas y objetos de la colección del diseñador Max Lamb para la marca 1882.

sala de recetas de biblioteca en seul

Invernadero para cenar

En la terraza de esta planta se ubica The Greenhouse, concebido como un comedor exterior / interior. La arquitectónica estructura de metal y vidrio contrasta con el cálido pavimento de baldosas de terracota. La decoración se resuelve con una mesa de hormigón y mobiliario de jardín tapizado con táctiles tejidos.

invernadero de la biblioteca en seul de Blacksheep arquitectos

Las plantaciones de hierbas aromáticas y el naranjo que lo rodean suministran ingredientes para la cocina y la biblioteca. Un horno de pizza al aire libre y una barbacoa complementan la experiencia.

mesa comedor de biblioteca en seul

Cocina y vinoteca, en el sótano

En el sótano encontramos, por último, un ejemplo perfecto de una funcional cocina industrial. Cuenta con una gran despensa y vinoteca. Rodeada de vidrio, sus inmaculados azulejos blancos contrastan con los muros grises de yeso pulido del resto del edificio.

sotano de biblioteca en seul

Todas las plantas poseen baños equipados con sanitarios de acero oscurecido. En los del sótano se decidió contar además con la significativa presencia de esculturas del artista británico David Shrigley. A Blacksheep le atrajo el sentido satírico de su obra y pensó que interpretaría muy bien los conceptos del tacto humano y lo analógico. Desafió a Shrigley a crear cinco obras que respondiesen al entorno del edificio y reflejasen la experiencia de HC Cooking Library.

El resultado son unas esculturas de bronce que se encuentran detrás de los muros acristalados de los baños del sótano. El resto de las obras de arte fueron suministradas por Hyundai Card.

esculturas de bronce en biblioteca en seul

Dirección, reservas, visitas y toda la información en la web library.hyundaicard.com

Deja tu comentario

Tu dirección de correo nunca será compartida. Los campos marcados con * son obligatorios.

Puedes utilizar los siguientes códigos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

Artículos relacionados

Instalación Escenarios en Tránsito en el COAC. Disfruta de la arquitectura como en tu casa

Un privilegiado hotel volcado al Lago Como.

Intellegentia Project. Libros híbridos sobre arquitectura, en papel y en aplicaciones para tablets

Bar Tomate en Madrid Sandra Tarruella

Bar Tomate en Madrid, diseñado por Sandra Tarruella Interioristas.