Si, nosotros también usamos cookies. Esas cosas con nombre de "galletita" que ayudan a que tu navegación sea más personalizada. Cierra este mensaje y nos darás tu permiso para seguir utilizándolas. Y seguirás disfrutando de diarioDESIGN como siempre.

Feliz viaje por nuestra web Cerrar
ohlab_casa-mm_2

Mallorca ortogonal. Una casa en cuatro cajas.

Cuatro cajas blancas deslizándose sutilmente por una colina, dan forma a la MM House de OHLAB –Paloma Hernaiz y Jaime Oliver–. El hogar de una pareja de jubilados en Mallorca que, como cuentan los autores del proyecto, “querían disfrutar del jardín y el característico entorno”. Una arquitectura de líneas puras y formas geométricas, en contraste con el rocoso paisaje natural al que abre estratégicamente sus vistas, que ordena el programa en cuatro cajas independientes y a la vez relacionadas entre sí, donde aloja la cocina, el estar-comedor, la habitación principal y los dormitorios de invitados.

ohlab_casa-mm_3

“Los clientes tenían muy claro que querían una casa sostenible”, explican los arquitectos, que para lograr la máxima eficiencia energética giraron las cajas sobre  si mismas, adaptandolas al programa, las orientaciones solares, las vistas y la pendiente del terreno.

ohlab_casa-mm_4

Así, mientras las habitaciones se abren a Este, para aprovechar la mejor luz de la mañana y las vistas sobre el jardín y el Castillo de Bellver; el estar-comedor lo hace al mar y al jardín, orientados a Sureste, a través de un gran ventanal retranquedado que permite la entrada del sol en invierno y ofrece sombra en verano. Alojada en la última caja, la cocina orienta sus vistas al huerto que crece en la cara Sur.

ohlab_casa-mm_6
ohlab_casa-mm_5

Para generar una óptima ventilación cruzada Este-Oeste, los arquitectos han abierto grandes ventanales hacia las mejores vistas, a los que enfrentan huecos más pequeños en su cara opuesta. Las aberturas a Sur están retranqueadas para permitir el paso del sol del invierno e impedirlo en verano, mientras que las orientadas a Este y Oeste se protegen con unas persianas de lamas exteriores orientables.

ohlab_casa-mm_7
ohlab_casa-mm_8

Localizado en la caja de mayor dimensión, el estar-comedor, abierto al mar a través de generosos ventanales que dan acceso al porche cubierto, ocupa un espacio a doble altura atravesado por una chimenea de hierro negro. Una escalera con una original barandilla hecha de red conduce al altillo situado sobre él.

ohlab_casa-mm_9

Las formas geométricas y la básica paleta de colores empleada en el exterior se trasladan al interior de la vivienda, donde las paredes blancas se combinan con la madera de roble de puertas y armarios.

ohlab_casa-mm_11 ohlab_casa-mm_10 ohlab_casa-mm_15

Producidas localmente, las baldosas hidráulicas verdes y beige introducen un toque de color en el espacio, diluyendo límites entre interior y exterior. Jugando con distintas combinaciones y orientaciones, el patrón geométrico del suelo –que en ocasiones se pliega también sobre las paredes– logra generar muy interesantes efectos visuales.

ohlab_casa-mm_1

El jardín cuenta con un huerto, vegetación autóctona de bajo mantenimiento y árboles de hoja caduca junto a la cara sur de la vivienda para proteger del sol en verano.

ohlab_casa-mm_axo

En la casa se han empleado los estándares Passivhaus para conseguir una máxima eficiencia energética, a partir de un riguroso estudio infográfico que garantiza un óptimo aporte calorífico, maximizándolo en invierno y el minimizándolo en verano. Gracias al clima de Mallorca y a un cuidado sistema de aislamiento térmico exterior, la refrigeración no es necesaria y la demanda de calefacción, de sólo de 11kWh/(m2a), se resuelve con un reducido circuito perimetral de suelo radiante.

ohlab_casa-mm_plans ohlab_casa-mm_secciones

Las cubiertas inclinadas cuentan con un sistema de recogida de aguas pluviales, recuperando tres de ellas el para riego, mientras que la cuarta recoge en dos aljibes independientes –de 40 m3 y  8 m3– agua ‘limpia’ para el consumo. Con un bajo coste de construcción y un bajísimo coste de mantenimiento energético, esta vivienda promueve así valores medioambientales y de sostenibilidad, reportando ahorro y confort sin que ello implique un esfuerzo económico adicional.

Fotografías: José Hevia

 

 

 

 

Deja tu comentario

Tu dirección de correo nunca será compartida. Los campos marcados con * son obligatorios.

Puedes utilizar los siguientes códigos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

1 comentario

  1. elvira gomez perez

    Enhorabuena por el proyecto. Me gustaría saber de que material es el acabado de cubierta. Un saludo

Artículos relacionados

METAMORFOSE-FAHR0213 (1520x621)

Metamorfose. La ruina y el vacío se hacen arte y arquitectura en Oporto.

COLLAGE (8)

Fundación Enric Miralles y AAIS proponen el workshop ‘Urban Picnic 2013’ en Matadero Madrid

JMAYERH-PKA300-Karlsruhe-Photo-FrankDinger (1520)

J. MAYER H. levanta en 3 dimensiones el trazado barroco de Karlsruhe.

trends-sff17-ff-diariodesign

Nuestro #FF de San Patricio.