Si, nosotros también usamos cookies. Esas cosas con nombre de "galletita" que ayudan a que tu navegación sea más personalizada. Cierra este mensaje y nos darás tu permiso para seguir utilizándolas. Y seguirás disfrutando de diarioDESIGN como siempre.

Feliz viaje por nuestra web Cerrar

Descubre el James Dyson Design Award y gana un Dyson Hot gracias a diarioDESIGN.

Llega la octava edición de este concurso con el que el ingeniero británico James Dyson reta a los jóvenes estudiantes de ingeniería y diseño a “diseñar algo que resuelva un problema”. Este año, el ganador internacional del James Dyson Award recibirá un premio de 40.000 libras (30.000 para el alumno y 10.000 para su universidad). En diarioDESIGN lo celebramos dándote la oportunidad de ganar un calefactor Dyson Hot.

El James Dyson Award 2013, que se celebra en 18 países, premia a los jóvenes que deciden pensar de forma distinta y que agudizan el ingenio y la creatividad. De hecho, se valoran especialmente los proyectos que rindan mejor y duren más, empleando menos materias primas y consumiendo menos energía.

diarioDESIGN sortea un Dyson Hot

Con motivo del lanzamiento de JDA 2013en diarioDESIGN vamos a sortear un calefactor Dyson Hot entre todos aquellos que os apuntéis a nuestra newsDESIGN. Participa registrándote aquí.

 

Cómo participar en el James Dyson Award 2013

Para participar en el JDA 2013, los estudiantes podrán publicar sus candidaturas desde el 14 de marzo hasta el 1 de agosto de 2013 en la web del concurso www.jamesdysonaward.org. Los proyectos, pasarán por varias etapas de valoración hasta que el propio James Dyson elija al ganador internacional el 7 de noviembre.

Entrevista diarioDESIGN: conce más sobre James Dyson

 

Dyson fue pionera en las aspiradoras sin bolsa y sin pérdida de succión, para más tarde lanzar su popular secador de manos Dyson Airblade, que seca las manos en tan sólo 10 segundos, o sus ventiladores sin aspas Dyson Air Multiplier y los calefactores Dyson Hot.

El interés de la empresa por la innovación constante se debe sin duda a la personalidad de su fundador, James Dyson. Un ingeniero británico que ha convertido su pasión por hacer más fácil la vida diaria en el leitmotiv de la empresa.

En diarioDESIGN hemos entrevistado a James Dyson para conocer algo más sobre este carismático diseñador y su empresa

¿Qué persigue Dyson en cada una de sus invenciones?

Dyson es una compañía de tecnología. En nuestro laboratorio de I+D+i de Malmesbury, en el Reino Unido, trabajan 750 ingenieros con diferentes especialidades. Nuestro objetivo es desarrollar nuevas tecnologías que resuelvan los problemas a los que nos enfrentamos cuando algo no funciona como debería.

¿Por qué decidió empezar con el diseño de aspiradoras? ¿Qué le motivó a idear una aspiradora sin bolsa?

Mi incursión en el mundo de las aspiradoras empezó de forma casual. Un día, harto de ver cómo mi aspiradora no hacía más que esparcir la suciedad de un lado a otro, decidí abrir la bolsa y ver por qué no funcionaba. Al abrir la bolsa vi que, con el uso, se había ido creando una fina capa de polvo que estaba obstruyendo los poros de la bolsa y por eso no succionaba la aspiradora. De hecho, éste el principal problema de las aspiradoras con bolsa. Ese día comencé a crear un prototipo con cartón y cinta adhesiva. Era un prototipo muy rudimentario pero sorprendentemente, ¡la aspiradora recogía más suciedad que antes! Así que me puse a perfeccionar mi prototipo y 5.127 prototipos después, nació la primera aspiradora sin bolsa del mercado. Usted inventó el aspirador sin bolsa en 1993 y ya ha vendido más de 40 millones de unidades en todo el mundo.

¿Cómo funciona un aspirador Dyson?

Hace más de 20 años que lanzamos nuestras aspiradoras con tecnología ciclón y desde entonces, hemos seguido perfeccionando su tecnología. Nuestra última tecnología ciclón se llama Radial Root Cyclone™ y está presente en nuestras últimas aspiradoras, como la DC37 Dyson Ball™, que se lanzó en España a finales del año pasado. Dentro del ciclón se crean fuerzas centrífugas que separan el polvo y la suciedad del flujo de aire. La suciedad, incluso la más microscópica, cae directamente en el cubo de la aspiradora, por lo que no hay necesidad de bolsas y por tanto, no hay pérdida de succión.

¿Cómo evitar el plagio de un producto con tanto éxito?

Desarrollar tecnologías es siempre arriesgado. Pasan años desde que una idea inicial se convierte en una tecnología desarrollada. Por eso es importante proteger la propiedad intelectual. En Dyson patentamos todas nuestras tecnologías para evitar que nos las plagien. De hecho, tenemos más de 3.000 patentes para más de 500 inventos. Aun así, no podemos evitar todas las copias ilegales, por lo que luchamos contra ellas en los tribunales.Además de combinar tecnología y funcionalidad, sus productos presentan una estética muy cuidada.

¿Es el diseño un elemento básico para sus creaciones?

En Dyson pensamos que algo es bonito sólo cuando cumple bien su función. Puede que las aspiradoras Dyson tengan una apariencia futurista, pero en realidad, su apariencia exterior se debe a la tecnología que llevan dentro. Para nosotros la funcionalidad está siempre por delante del diseño.

¿Qué tres productos destacaría por su buen diseño y funcionalidad?

Para mí los tres grandes íconos del diseño son la bicicleta de Alex Moulton, el carrito para bebés de Owen McLaren y el Mini de Alec Issigonis. Sobre todo, tengo predilección por el Mini; de hecho, cuando cumplí 60 años, mi equipo de ingenieros me regaló uno. Lo seccionamos por la mitad para poder ver la tecnología y la ingeniería que lleva dentro. Creo que es uno de los mejores ejemplos de buen diseño de la historia.

El ahorro energético se ha convertido en un elemento cada vez más importante a la hora de elegir un electrodoméstico.¿Son los productos Dyson ecoeficientes? ¿Es posible unir eficacia y sostenibilidad?

Creo que muchas veces el término eco-eficiencia se desvirtúa y se u  presente la sostenibilidad durante todo el proceso de diseño y desarrollo de nuestros productos, no sólo al final del proceso. Nuestro objetivo es hacer máquinas más eficaces que utilicen menos materias primas. Creo que la combinación eficacia-sostenibilidad es totalmente posible, el secador de manos Dyson Airblade™ es un buen ejemplo: no calienta el aire que expulsa sobre las manos, por lo que, aun siendo totalmente eficaz, consume mucha menos energía que los secadores de manos convencionales.

A las aspiradoras siguieron los secadores de mano y los ventiladores. ¿Qué será lo siguiente?

Queremos seguir creciendo y seguir lanzando nuevas tecnologías en nuevos mercados. Para ello estamos aumentando nuestra plantilla; en el Reino Unido hemos contratado recientemente 200 ingenieros más. La mitad de ellos son recién licenciados sin experiencia laboral previa. Creo que hay que dar una oportunidad a los jóvenes, son profesionales muy válidos y tienen una mentalidad abierta.  Muchos de ellos están trabajando con nuestro equipo especializado en motor, desarrollando los nuevos motores digitales. El motor digital Dyson DDM es  mucho más compacto y ligero que los motores convencionales, lo que nos permite diseñar máquinas más ligeras y manejables, como las nuevas aspiradoras inalámbricas DC45 Digital Slim™, uno de nuestros últimos lanzamientos.

¿Cuáles cree que son hoy en día los factores clave de éxito para una empresa relacionada con el mundo de la tecnología y el diseño?

Creo que el secreto está en saber asumir riesgos y pensar a largo plazo. Para ello es necesario invertir en I+D+i; es vital para una empresa de tecnología. En Dyson invertimos más de un millón de libras a la semana en I+D+i.

¿A qué se dedica la Fundación James Dyson?

Creé la Fundación James Dyson en 2002 con el objetivo de apoyar la investigación médica y los estudios de diseño e ingeniería. Trabajamos con escuelas y universidades de varios países. Una de nuestras últimas donaciones ha sido para el Royal College of Art de Londres; hemos donado 5 millones de libras para construir un edificio en el que los estudiantes pueden trabajar y desarrollar sus ideas e inventos.

Hablemos del James Dyson Award, ¿qué finalidad tiene?

Uno de los principales objetivos de la Fundación James Dyson es apoyar a los jóvenes diseñadores e ingenieros a que desarrollen sus ideas. Para ello, cada año organizamos el James Dyson Award. Es un concurso en el que participan estudiantes de 18 países. El invento ganador consigue un premio de 20.000 libras, 10.000 para el estudiante y otras 10.000 para su universidad.


www.dyson.es

www.jamesdysonaward.org

 

Más sobre Dyson en diarioDESIGN aquí.

 

Deja tu comentario

Tu dirección de correo nunca será compartida. Los campos marcados con * son obligatorios.

Puedes utilizar los siguientes códigos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

Artículos relacionados

Vitra Slide Tower_581592_master

Escultura interactiva: la nueva torre-reloj-tobogán del Vitra Campus, obra de Carsten Höller.

Benedetta Tagliabue, foto de vicens gimenez

Entrevista abierta a Benedetta Tagliabue. Pregúntale lo que quieras a la arquitecta creadora de la nueva silla Tina.

1 nuevo bernabeu

Proyecto del nuevo Bernabéu: el Real Madrid remodelará su estadio de la mano de GMP Architekten y L35 Ribas.

Escalera Actiu

La apuesta de Actiu por la arquitectura: dos icónicas escaleras presiden la sede de la firma alicantina.