Si, nosotros también usamos cookies. Esas cosas con nombre de "galletita" que ayudan a que tu navegación sea más personalizada. Cierra este mensaje y nos darás tu permiso para seguir utilizándolas. Y seguirás disfrutando de diarioDESIGN como siempre.

Feliz viaje por nuestra web Cerrar

Stay, un hotel con pasado squatter en Copenhague.

El recién inaugurado hotel Stay se ha ubicado en la antigua Casa A, un edificio remodelado de pasado squatter que entre los años 2003 y 2006 fue el epicentro artístico underground de Copenhague. En la actualidad, Stay Copenhagen ofrece 197 habitaciones de 16 tipologías distintas: estudios, lofts o espaciosos áticos cuidadosamente diseñados.

Situado en Islands Brygge, un distrito portuario de reciente revitalización a 15 minutos del centro, el nuevo hotel tan sólo conserva la estructura de hormigón, con su original forma de A, y algunos restos de grafitis en las paredes y techos como memoria de su pasado alternativo. El antiguo foco creativo y bohemio de la ciudad, es ahora un lujoso hotel rehabilitado por los arquitectos daneses  Holgaard Arkitekter con gusto exquisito y estética minimal. El hotel, decorado en colores blanco, gris y negro, se ha amueblado con piezas pertenecientes a la marca de mobiliario contemporáneo danés Hay.

Su variada y versátil oferta de amplias habitaciones se complementa con las últimas comodidades: una política de check-in /check-out flexible, entradas directas a los apartamentos, supermercado, panadería gourmet, peluquería o fitness center. La terraza en la azotea, pavimentada completamente de madera y ajardinada, es uno de los mayores atractivos del hotel Stay, y permite disfrutar de unas vistas inigualables del río y la ciudad de Copenhague.

Algo más sobre la historia de la Casa A

Allá por el 2000, el mercado inmobiliario de la capital danesa se situaba entre los más caros del mundo, sólo superado por Londres y Tokio. Los habitantes más bohemios de la ciudad fueron expulsados de las viejas casas del centro que estaban siendo adquiridas y rehabilitadas a precios desorbitados.

Los artistas buscaron nuevas áreas más apartadas en busca de grandes edificios decadentes donde poder instalarse por un precio módico.  Algunos viejos edificios abandonados en la zona de los canales encontraron de este modo unos nuevos inquilinos. Uno de ellos era la A-huset (la Casa A), denominado así porque su planta seguía esta original forma. El edificio, un antiguo bloque de oficinas de los años ’60, disponía de 25.000 m2 de despachos abandonados y almacenes donde, a cambio de una reducida renta, cientos de pintores, músicos y diseñadores podían hacer realidad sus visiones artísticas.

Entre 2003 y 2006 la Casa A se llenó de obras de arte, grafitis, galerías improvisadas y talleres que ocuparon el gigantesco espacio. Pronto se convirtió también en centro de celebración de fiestas y eventos, especialmente en su espectacular terraza.  En 2006 acabó la experiencia de la Casa A, pero su espíritu ha permanecido en el diseño del nuevo hotel Stay, desde el trabajo arquitectónico hasta la colaboración de artistas que han dejado su marca en cada uno de los apartamentos. El pasado creativo de la casa A sigue vivo en cada uno de los rincones del nuevo Stay.

 

Stay Copenhagen
Islands Brygge 79A
2300 København S
Tel. + 45 72 4444 34
 info@staycopenhagen.dk
www.staycopenhagen.dk

 

Más información, fotografías y reservas en www.staycopenhagen.dk

Deja tu comentario

Tu dirección de correo nunca será compartida. Los campos marcados con * son obligatorios.

Puedes utilizar los siguientes códigos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

Artículos relacionados

1 design market 2015

ADIFAD vuelve con su DesignMarket en el Disseny Hub Barcelona.

1 FF ccp

Un #FF antes del finde: Cities Connection Project, Francesc Rifé, Ineke Hans y Lucas y Hernández Gil.

2luftweb

Propuestas innovadoras de ELISAVA para los FGC

1 FF

Un #FF para viajar: SAMI-arquitectos, Paulo Moreira, Coca-Cola y EXPO Milano 2015.